Tengo una buena noticia… o mala. Según cómo se mire. El empleo que estás buscando será para la persona que mejor haga la entrevista de trabajo, en lugar de para la persona más preparada para ese puesto. Sé que te parece injusto, pero no por eso es menos real.

La buena noticia es que hacer bien las entrevistas de trabajo es una habilidad, que se puede aprender y mejorar. ¿Cómo? Con entrenamiento. Toma nota y practica. :)

1.Aguanta el silencio, di solo lo que quieres decir. Es tan simple que parece mentira, pero así es. La técnica más utilizada por los buenos entrevistadores para que no paréis de hablar en las entrevistas es el silencio. No soportamos el silencio, y cuando hemos respondido ya a alguna pregunta y permanecen callados, entendemos que debemos seguir hablando... Y no! Si ya has dicho lo que querías decir, para y pregunta si quieren matizar o aclarar algo. Cuanto más hables, más posibilidad de errores.

2. No mientas, refuerza lo positivo. Nunca te recomendaremos que mientas, no es buena forma de empezar una relación de trabajo. Lo que sí te aconsejamos es que no incidas en lo que no sabes hacer de forma detallada, detalla lo que sí sabes hacer. Si algo no lo conoces, no lo sabes, no tienes experiencia, admítelo y demuestra tus ganas de aprender y tu motivación por mejorar.

3. Sé humilde, un error sólo es un error si culpas a otro. Todos hemos cometido errores y seguiremos cometiendo. Para aprender de los errores debemos saber en qué hemos fallado nosotros. No eches la culpa siempre a los otros, demuestra madurez y sé crítico contigo mismo. La diferencia es si asumimos lo que hemos hecho mal, y aprendemos qué tenemos que mejorar, céntrate en esto en la entrevista.

4. Sé tú mismo, habiendo preparado la entrevista. Ser natural en la entrevista es perfecto. Pero no te engañes, ser natural no significa no prepararte la entrevista. El sector donde se mueve el empleador, los retos actuales, los principales competidores… todo esto lo tienes a dos clics de distancia. ¡Utilízalo!¿Y las preguntas? El 80% de las preguntas en las entrevistas que hacen los entrevistadores  suelen coincidir. No te extrañes si te preguntan por tus defectos, o porqué quieres trabajar en esa empresa.

5. Escucha, deja que terminen la pregunta. En una entrevista es muy importante escuchar bien los comentarios que te hacen, las preguntas que hacen y cómo las hacen. Deja que hablen, que maticen bien las preguntas, no te atropelles, ni atropelles en tus respuestas. ¿Qué mensaje estás lanzando si interrumpes al entrevistador?

6. Imagen, mira en la web. ¿Cómo vestir? ¿Qué imagen quiero transmitir? Todos transmitimos una imagen, no se trata de cambiarla. Por Internet podemos descubrir la imagen de la empresa, los valores que transmite,... ¿Nos interesa? Si la respuesta es sí, adapta tu estilo.

7. Pregunta, demuestra interés. Es probable que durante la entrevista nos permitan preguntar sobre la empresa. Es un momento perfecto para demostrar tu interés por la empresa y la preparación que has realizado. Si sólo preguntas por el horario y las vacaciones, demostrarás interés por los momentos en los que NO vas a trabajar. Seguro que el equipo donde vas a trabajar, el jefe, … te interesa mucho.

8. Sonríe, conseguir empleo no es triste. Las entrevistas de trabajo son muy serias, pero eso no significa que el ambiente no pueda ser cordial. Está claro que no va a depender sólo de ti, pero tu puedes ser un factor que refuerce un buen clima en la entrevista. Sonreír no es reírse… aunque en algunas entrevistas puede darse el caso.  

9. Mira a los ojos, que descubran tu franqueza. Puede ser que seas una persona tímida o que estés muy nervioso y no te atrevas a mirar a los ojos en las entrevistas. Entrénalo. Puede que no sea justo, pero en las entrevistas, la falta de contacto visual por parte del entrevistado se entiende, en general,  como falta de franqueza. Repetimos consejo: entrena mirar a los ojos, no tienes nada que ocultar.

10. Haz seguimiento, acuerda qué hacer después. Y cuando termina la entrevista, ¿qué? Pregunta cuáles son los siguientes pasos, qué debes esperar y cuándo. Pide una tarjeta o datos de contacto. Y haz seguimiento. Si te dicen que te van a llamar a los 15 días y no lo han hecho... da un plazo de unos días, y ponte en contacto. Tienen muchas cosas que hacer y a veces se les escapa el feedback.

¿Estás buscando trabajo? ¿Quieres cambiar de empleo? En Hiwook te llevamos a la fase de entrevista de trabajo. Es el único portal de empleo en el que llegas a la fase de entrevista demostrando objetivamente tus conocimientos y habilidades. Llegar a la fase de entrevista dependerá sólo de ti.

Pero en Hiwook queremos hacer algo más por ti. Ayudarte también en la entrevista y para ello, analizando un gran número de entrevistas, identificamos armas que bien utilizadas, pueden aumentar la probabilidad de éxito. ¿Seguimos en contacto?